Para seguir en la línea con mis artículos, hoy me gustaría hablaros sobre un término que me llamó la atención en su día, dado que solamente lo había oído en mis clases de inglés, y es “misspellings words“. Para aquellos a los que los idiomas no son lo suyo, viene a significar “palabras con faltas de ortografía” o errores al deletrear. Vamos a ver la relación existente entre ellos y mis queridos buscadores.

misspellings perfumes

Muchas, pero que muchas veces, cuando los usuarios escriben lo que necesitan en los buscadores, lo hacen erróneamente. Hay millones de consultas de búsqueda mal escritas diariamente. Por ejemplo:

  • Saltándose letras: “gogle”
  • Intercambiarndo unas con otras dando origen a términos sin sentido aparente: “googel”
  • Escribiendo con prisa, lo que influye negativamente a la hora de hacerlo correctamente.
  • Desconociendo ortográficamente cómo se escribe un término concreto.
  • Buscando palabras, marcas o expresiones en otros idiomas, sin saber realmente cómo se escriben, tan solo transcribiendo de oídas.
  • Buscando términos con escrituras rápidas (abreviadas) como la que utilizan los más jóvenes en sus mensajes de móvil, etc.

Por este motivo, hace algunos años, jugar con estas variaciones mal compuestas podía suponer una importante cantidad de tráfico, en principio destinado al término escrito de forma correcta. Algo similar ocurría con los nombres de dominio, pudiendo captar con dominios parecidos a uno muy popular, tráfico de este, y optar por ejemplo a venderlo posteriormente.

El caso más típico puede ser utube.com, que llegó a denunciar a Youtube dado que el tráfico que llegaba a la página (por error) era tan alto que las facturas del hosting se disparaban desorbitadamente.

Otro ejemplo significativo fue cuando Google publicó un experimento donde había estado analizando durante tres meses las faltas de ortografía de “britney spears” en su motor de búsqueda. ¿El resultado? Había 593 variaciones diferentes, donde el 20% de ellas estaban mal escritas. Del total de búsquedas, los términos “Brittany” y “brittney” representaron el 16% de las mismas.

Ahora, si buscamos un término incorrecto en Google, por ejemplo, este nos devuelve resultados para un posible término corregido, dejando en un segundo plano la posibilidad de que nuestra búsqueda no haya sido errónea y podamos indicarle que realmente deseábamos buscar ese término concreto. Algo similar ocurre en el resto de buscadores como Bing o Yahoo!. Necesitamos un segundo click para los resultados que considera incorrectos.

misspellings seo

Esta forma nueva de trabajar del buscador, ha supuesto que no sea tan jugoso jugar con los misspellings en nuestra estrategia SEO, en Adwords o en los nombres de nuestros dominios. Por ejemplo, en Google Adwords nos deja indicar en la configuración avanzada de nuestra campaña, si deseamos incluir plurales, errores ortográficos u otras variantes.

misspellings adwords

Google (y el resto de buscadores), como casi siempre, intenta ser nuestro amigo y comprende que somos de naturaleza perezosa hasta para escribir una simple palabra. ¿Nos hace un favor? Depende de a quién y cuándo…

¿Los Misspellings son un factor negativo en SEO?

Nos podemos preguntar si Google penaliza los contenidos que incorporen faltas de ortografía. Hay un refrán que dice algo así como “las cosas bien hechas, bien parecen”. Podemos plantear varios supuestos:

  1. Sin llegar a pensar en SEO, considero que no debemos jugar con ellas dado que de cara a los usuarios no resulta serio, y puede ayudar a generar una desconfianza que no hará otra cosa más que perjudicarnos. Es una simple cuestión de reputación, y si juegas con fuego puedes acabar quemándote.
  2. Por otro lado, Google es una máquina, un intérprete. Aún así sabe que es bueno escribir bien, así que premia la corrección lingüística. Google sabe que Internet es un factor educativo importante.
  3. Para finalizar, podríamos plantearlo de forma definitiva en una frase: escribe mal, venderás menos.


Artículos relacionados...

Sobre El Autor

Coordinador en AnalyticaWeb.com Me encanta el SEO y la Analítica Web. Emprendedor y autodidacta que con pasión intenta alcanzar los máximos de su proyección. Disfruto convirtiendo datos en negocio.

Artículos Relacionados

5 Respuestas

  1. Fran

    Muy buen articulo, lo tendré en cuenta para el futuro y como dices en tu post
    “las cosas bien hechas, bien parecen”
    Eso sobre todo pasa en palabras inglesa aunque en Castellano puede pasar con algunas palabras..

    Responder
  2. César Martín

    Es interesante saber que hay búsquedas con errores ortográficos y posiblemente estrategias que aprovechan esto a su favor, pero soy de los que piensa que es mejor hacer las cosas bien desde el principio y esto incluye no incluir en tu lista de palabras claves ninguna con faltas de ortografía, a la largo pienso que puede perjudicarte en tu estrategia SEO, pero aun así es un artículo interesante.

    Responder
    • Alberto Fernández

      Totalmente de acuerdo contigo César. Yo no metería términos erróneos por un simple tema de reputación. No me gusta entrar a un site y ver que les falla algo tan elemental como la ortografía. si les falla esto, ¿se puede uno fiar de lo demás? Sin embargo, hace algún que otro año jugar con estos términos por ejemplo en Adwords suponía cierto beneficio.

      Responder

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.